sábado, 28 de diciembre de 2013

Jabón de bayas de laurel 2

Hacia poco que habia hecho el primer jabón con las bayas de laurel que habia recogido. 

Hice oleatos con ellas, lo que no se es cuánto tiempo puedo tener las bayas en el aceite sin que se me estropeen, ante el temor de perderlas, iré haciendo jabón con ellas y con la infusión que tengo en el congelador.
Infusión congelada de bayas de laurel
Infusión congelada de bayas de laurel mezclada con la sosa
De todas formas como hay que esperar tantos meses a poder utilizarlos, y les van saliendo tantos novios, prefiero hacer una buena tanda y que duren algún tiempo, pues también me temo que cuando empiecen a estar listos todos vamos a querer probarlos.

El aroma que desprenden desde el primer momento, me encanta lo que huelen a laurel, no le he puesto ningún aceite esencial ni tintura de benjuí para que perdure el aroma, a lo mejor en la siguiente tanda le pongo, pues no se si este olor a laurel que ahora tienen se ira perdiendo con el tiempo.

como siempre la infusión de laurel la utilizo congelada y lo que hago es calentar los aceites lo justo para que se deshaga la cera que lleva un poco en la receta, para que, como casi todo el aceite es de oliva, para que sean un poco más duros.
Infusión de bayas de laurel con la sosa
mezcla de los diferentes aceites para hacer el jabón
Esta vez le he añadido laurel picado para que el color del jabón fuera algo más verde. 
Hojas de laurel picado para añadir al jabón
También lleva en la traza un poco de las bayas de laurel picadas.
Bayas de laurel trituradas
así es como quedan los botes una vez les he quitado el aceite para hacer el jabón, los vuelvo a rellenar con aceite de oliva.
Bayas de laurel una vez hemos utilizado el aceite del oleato de bayas
Bayas de laurel
Batiendo el jabón
Añadimos las bayas trituradas a la mezcla del jabón
Añadimos el laurel picado a la mezcla del jabón
Mezcla del jabón preparada
Lo dejo tapado con film y luego con una toalla para que repose y saponifique hasta el día siguiente.
Jabón saponificando en el molde
Ha tardado 48 horas en endurecerse bien para poder cortarlo.
Jabón al día siguiente en el molde, listo para cortar
Cortando el jabón
Jabón cortado
Jabón del laurel cortado
Jabón del laurel cortado

La receta:

  • 570 gr de oleato de laurel
  •  50 gr de aceite de coco
  •  10 gr de cera blanca de abeja
  •  80 gr de sosa
  • 148 gr infusión de bayas de laurel


Hasta pronto!!

Taller burbuja soleada en Lush

Mi primer taller en Lush, había visto anunciado otros anteriormente de mascarillas y de las limpiadoras..
Pero como siempre los hacen en viernes, nunca había podido asistir a ninguno, en breve creo que habrá otro y espero poder asistir porque resulta muy ameno, aunque al estar grabando siempre te pierdes lo que esta pasando, ya sabemos que los que graban se enteran a medias de lo que esta sucediendo, pero si quería subirlo al canal no tenia otra.
Primero todos los ingredientes que vamos a utilizar:
 Ingredientes para burbuja soleada
 Crema tartara
 Lauril betaina
 Lustre y espumante
 Perfume
  Bicarbonato
Empezamos a mezclar todos los ingredientes.
Mezclamos todos los ingredientes
Mezclamos todos los ingredientes
Una vez mezclado, hacemos como una barra de pan, para ir dividiendo las partes para hacer las burbujas.
Cortamos las pociones
 Cortamos las pociones
 Las rebozamos en lustre
Y así quedan las burbujas terminadas.
Burbuja soleada ya terminadas
Os dejo el link al vídeo, para que lo podáis ver más extenso.
Si te ha gustado no te olvides de comentar y compartir en tus redes sociales.
Hasta pronto!!


miércoles, 11 de diciembre de 2013

Consejos naturales para la piel



  • CONTRA LAS PATAS DE GALLO,-  Aplícate a diario una rodaja de pepino bien fria en el ojo y contorno durante media hora

  • UÑAS BLANCAS.-Si tus uñas están amarillentas, sumérgelas en un recipiente con agua y unas gotas de agua oxigenada durante 10 o 15 min. Hazlo una vez a la semana y verás la diferencia.


  • MASCARILLA CON VITAMINA C.- Deshacer la pastilla de vitamina C y mezclarla con el aceite de argan, aplicar sobre el rostro y dejar actuar de 20 a 30 min.

        - 1 pastilla vitamina C
        - 1 cucharadita aceite de argan
    
  • AGUA DE ROSAS.-  coger los pétalos de una rosa, a poder ser de cultivo propio,(para evitar insecticidas o productos quimicos) y ponerlo a macerar en 250 ml de agua destilada durante una noche, guardar en un envase y utilizar.
  • TONICO REVITALIZANTE.-  Mezclar a partes iguales los ingredientes y aplicar sobre el rostro. dejar que se seque al aire, notarás un efecto inmediato.  
       - cerveza
       - zumo de limón
       - agua de rosas

  • MASCARILLA PARA EL ACNÉ.- Mezclamos los ingredientes y lo aplicamos sobre la zona con acné, rostro, espalda, cuello, etc lo mantenemos aplicado durante 20 o 30 min. y lo retiramos con agua.
       - 1 bloque (25 gr)de levadura fresca 
       - 1 chorrito de leche
       - 1 puñadito de copos de avena pulverizados

  • EXFOLIANTE PARA MANCHAS Y MARCAS DE ACNÉ.-  Mezclamos los ingredientes y lo aplicamos sobre el rostro, hacemos un masaje exfoliante sobre la zona y lo dejamos actuar 10 o 15 min.
       - 1 cuch. vinagre de manzana
       - 2 cuch. infusión de te verde
       - 3 cuch. azucar
       - 1 chorrito de miel


  • MASCARILLA ARCILLA VERDE.- utilizamos la misma cantidad de liquido que de arcilla verde, aprovechamos el líquido para que también tenga propiedades beneficiosas para la piel, y hacemos una infusión de te verde, manzanilla, tomillo o lo que mejor nos vaya en ese momento, según las propiedades de las hierbas. 

martes, 10 de diciembre de 2013

Jabón de higos

Tenía muchas ganas de hacer este jabón de higos.
Hacía algún tiempo que había comprado los higos frescos y los congelé a la espera de tener más avanzada la tintura de higos que también había puesto a y un oleato de higos que hice también.


En primer lugar he utilizado tanto higos frescos como secos, buscando la persistencia del olor de higos en el jabón, a ver que tal huele porque lo que si que no compré fue aroma de higos, pensando que por si mismos ya olerían, no se si habré hecho bien, hasta que no pase el tiempo no sabré si la siguiente tanda la haré con aroma artificial o no, estos son los higos que he utilizado en una infusión.


En esta infusión de higos, he añadido también romero, laurel, miel, clavo, canela y matalauva, el aroma que desprendia mientras lo cocia inundó rápidamente la cocina, olia superbien, espero que parte de este olor permanezca en el jabón.
Una vez ya estaban los higos bien tiernos, los trituré con la batidora para que terminaran de desprender todo el aroma y jugos al agua de la infusión
luego, separé la pasta del liquido , para obtener por un lado el liquido para mezclar con la sosa, y por el otro la pasta de higo que mezclaréen la traza, para que la pulpa y las semillas de higo permanezcan en el jabón y nos sirvan también como suave exfoliante 
el líquido obtenido lo congelé, para que a la hora de mezclarlo con la sosa no me queme tanto las propiedades de los productos que he puesto en la infusión, también añadí la miel en la infusión para no tenerla que poner en la traza.
También al poner los líquidos congelados, consigo que la temperatura de la mezcla no suba mucho y así no tengo que calentar los aceites más de lo necesario para deshacer los aceites duros y la cera.
 Receta:

  • 137 gr. de aceite de coco
  • 250 gr. de aceite de oliva (oleatos de naranja, laurel, higos)
  •   69 gr. de manteca de cerdo
  •   69 gr. de aceite de ricino
  • 152 gr. de a. almendras dulces
  •   34 gr. de aceite de aguacate
  •   34 gr. de cera de abejas
  •   15 gr. de a.esteárico con concentración del 30%
  •  agua   : 228,6 gr
  •  sosa:      98 gr.
  •  aa.ee. de geranio, petit grain
  •  aroma de naranja, clavo y canela
y sobreengrasado  del 9%

en la traza le he añadido la pulpa de los higos de la infusión que dejé enfriar aparte.

A la traza me ha llegado enseguida, casi sin dar muchas vueltas la batidora, al llevar un poco de ácido esteárico, hay que ir con cuidado, pero queria que este jabón quedara mas duro que los anteriores, a ver que tal queda, encima le he puesto unos adornos que hice con los moldes de las chocolatinas de navidad, aunque cuando lo vayamos a utilizar las navidades ya se habrán olvidado quería ir empezando a experimentar los jabones con alguna incrustación.
Lo dejamos secar 24 horas.
Una vez ya lo hemos cortado, lo tenemos que dejar curar 40 días.

Hasta pronto!!

miércoles, 4 de diciembre de 2013

Jabón de bayas de laurel

En estos días, con la navidad a la vuelta de la esquina, todavía no había encontrado ninguna rama de la poda del año que me pudiera servir para utilizarla como árbol de navidad.
Por eso a estas alturas todavía seguía mirando por el vertedero de los deshechos vegetales que hay en el pueblo donde voy todos los fines de semana, también del pueblo del que me surto de todo lo que me hace falta en cuanto a hierbas, bayas y flores.
El otro día en mi búsqueda del árbol de navidad, me encontré que acababan de "podar", yo creo que lo sacrificaron entero, pues estaba el árbol completo, pero a trozos, un laurel, sano y lleno de bayas maduras, cogí todas las bayas que tenia, (2 kgs.) y un montón de hojas de laurel, que ya tengo para regalar y para mi uso para una larga temporada.


He intentado hacer el aceite de bayas de laurel, pero por esta vez, me doy por vencida, y lo único que he conseguido, después de hacer el proceso que a continuación detallo, es hacerme con un puré espeso de bayas de laurel, en este intento, utilicé 1 kg. de bayas 

Las trituré en el vaso.
Una vez trituradas, le añadí el doble de su volumen en agua.
 y las puse a cocer durante aprox. 1 hora.
 
Una vez terminada la cocción, si que se aprecia un ligero aceite verde en la superficie.
Lo dejé reposar hasta el día siguiente, y en la superficie se puso una grasa negra.


Retiré el agua de mas y la puse aparte, para hacerme con el grueso de las bayas, que como hice con el aceite de aguacate, puse en un trapo y estrujé, pero solo sacaba un liquido marrón, que después de volverlo a dejar reposar, no fui capaz de ver ningún atisbo de aceite, tengo pedidas bayas a mis conocidos que tienen en el jardín algún laurel, y lo volveré a probar con las próximas, las que me quedaron están a buen recaudo en aceite de oliva y de ellas extraeré un oleato de bayas de laurel.


Con la impaciencia de probar a hacer el jabón tipo alepo, y no ya por usarlo, porque soy consciente de que si lo quiero hacer bien no debemos probarlo al menos en unos 6 meses, este me pudo la impaciencia de que cuanto antes pase el tiempo para poder probarlo, el siguiente lo haré también con hojas, pues en esta partida solo utilicé el oleato de bayas, aceite de oliva y como líquido el puré que obtuve de mi intento de conseguir el aceite, el jabón tiene un intenso olor a laurel, y aunque al día siguiente cuando los saqué del molde tenían el color amarillento, ahora tienen este color tostado, más parecido al puré de las bayas, ya veremos con el tiempo que color adquiere al final